Coleccionistas de Imanes (V) | Coleccionando Imanes

Coleccionistas de Imanes (V)

Se ha hecho de rogar esta última entrada, pero como dice el refrán, "nunca es tarde si la dicha es buena". Así que aquí estamos de nuevo

Yo no sé la de imanes que habéis compartido ya y hay muy, pero que muy pocos destinos repetidos. Eso sí, mi idea original de "imán + historia" ha ido variando y ahora estoy recibiendo varios imanes, imanes con propietarios de imanes, imanes de promociones (relacionados con viajes eso sí....), y me encanta, así es mucho más entretenido y diferente leeros.

Recordad que si también queréis compartir algún imán que hayáis conseguido en algún viaje, sólo tenéis que escribir un mail a coleccionandoimanes@gmail.com con una foto y una pequeña historia, estilo a las que vais a leer.

Comenzamos!

Desde Marga viaja

Lugar de procedencia: Batu Caves (Malasia)
Año: 2012

Se trata de un imán comprado en las Cuevas de Batu, uno de los templos hindúes más importantes del mundo fuera de la India. Decidimos comprarlo porque colecciono elefantes con la trompa para arriba -dicen que atrae la suerte- de todas las formas y maneras, por ello, cuando lo vi en Batu (Malasia) no lo dudé y decidí adquirirlo.

Este viaje fue muy especial para la familia ya que fuimos a ver a nuestro amigo malayo Jiun que estuvo de acogida en nuestra casa durante un tiempo, la verdad es que nos hizo mucha ilusión compartir con él y aprender sobre ese maravilloso país un poco desconocido para el público en general. 



Desde Mochileros 2.0

Lugar de procedencia: Kyoto, Japón
Año: 2012

Estábamos en una de nuestra ciudades favoritas, Kyoto. Era nuestro segundo viaje a Japón, esta vez los cuatro juntos. Paseando por el Camino de la Filosofía, encontramos un pequeño puesto en el que vendían souvenirs de Japón, enseguida a las peques les llamó la atención los imanes de "las chicas con Kimono" como decían ellas. 

Así que decidimos que cada una de las chicas de la casa elegiría "una chica con Kimono" para llevarnos de recuerdo a casa.

Así que hoy en día tenemos en nuestra nevera a nuestras "3 chicas con Kimono".


Desde Mola Viajar

Lugar de procedencia: Nueva York
Año: 2015

Nos encanta Nueva York, el primer viaje de Gosi fue a esta ciudad con sólo 21 años y se quedó a vivir allí varios meses. 

Su llegada fue bastante caótica ya que llegó el 10 de septiembre del 2001, 12 horas antes de los atentados de las torres gemelas…

La ciudad a pesar de eso le enamoró y fue mi guía en mi primera visita, ahora cada año intentamos volver para seguir grabando la vídeo guía de esta ciudad y siempre nos compramos un imán de la Estatua de la Libertad, un símbolo que nos encanta y este es nuestro imán preferido.


Desde Piggy Traveller

Lugar de procedencia: Adler (Rusia)
Año: 2014

De todos los imanes que puedan venderse en Rusia habrá pocos más típicos que este, con sus matrioshkas y su balalaica

Lo compré en un mercadillo en Adler, cerca de Sochi (Rusia), a solo un par de días de volver de mi estancia como intérprete voluntaria en los Juegos Paralímpicos de Invierno de Sochi 2014. 

En realidad no lo compré para mí (¡tengo que confesar que no me gustan nada los imanes!), sino que compré varios imanes para regalar a algunos amigos y me sobró este. 

Sin embargo, cuando volví de Rusia lo puse en el frigorífico y ahí sigue. Me trae muy buenos recuerdos y me dan ganas de volver a Rusia cada vez que lo veo, así que creo que continuará ahí mucho tiempo.


Desde Salta Conmigo

Lugar de procedencia: Módena, Italia
Año: -

La verdad es que no somos muy de coleccionar imanes, lo único que coleccionamos son monedas y nunca compramos souvenirs cuando viajamos... Algunos nos han dicho que la nuestra no parece una casa de viajeros, y es verdad. 

Normalmente el único souvenir que nos llevamos, ya guardado en el estómago o en la maleta, es comida.

Por ello no es de extrañar que el único imán relacionado con un viaje que tenemos en la nevera lleve escrito I love (bueno, en realidad un corazón) Parmigiano Reggiano.

Visitar una quesería de Parmigiano cerca de Módena, en Italia, fue una gran experiencia en y para todos los sentidos: el imán nos lo recuerda cada día, y al abrir la nevera lo volvemos a recordar porque nunca falta Parmigiano Reggiano DO de 36 meses de curación. 

Una de las mejores cosas de los viajes: traerse a casa lo bueno en formato comestible.


Desde Viajeros 3.0

Lugar de procedencia: Polonia y Jordania
Año: -

No son los primeros imanes que compré, ni siquiera son los que más me gustan, ni tienen ningún significado especial, pero estos dos pequeños siempre están juntitos en mi nevera. ¿Por qué? Pues creo que una imagen vale más que mil palabras. 

Viajar abre la mente a todo aquel esté receptivo y con ganas de aprender. Un judío y un musulmán juntos entre toda una amalgama de imanes de países y ciudades de mi bagaje viajero.

La procedencia de estos dos simpáticos muñequitos es de dos lugares que me han encantado: Jordania y Polonia. Dos viajes en los que, además de maravillarme con todas las cosas que estaba viendo, pude corroborar unas cuantas ideas y a la vez desprenderme de muchos prejuicios.

Mientras mi gran colección de imanes va aumentando en mi nevera, espero seguir conociendo otras culturas y que el ser humano me siga dando la razón: todos somos mucho más parecidos de lo que nos creemos.


________________________________________________

Vuelvo a quedarme dentro del territorio español en esta ocasión, en la ciudad universitaria por excelencia... pero que además de universidad tiene muchas más cosas para ver.

Ah, ¿que no sabes cuáles? Eso es porque no has leído algunas recomendaciones de lugares que visitar en Salamanca.


Anímate a compartir tu imán, o si te da vergüenza, anímate a compartir la entrada en tus redes sociales!

4 comentarios:

  1. Son todos muy chulos. Creo que el mío es el menos original, aunque debo confesar que soy un poco como los compis de Salta conmigo, por lo de traer comida de recuerdo :).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro claro, poco original, de voluntaria en los juegos paralímpicos de invierno de Sochi..... ¬¬ (totalmente irónico).

      Yo reconozco que no soy de traer comida. ¿La facturáis?

      Eliminar
  2. Muchas gracias por darme la oportunidad de compartir mi blog

    ResponderEliminar

Instagram